“Patria” Fernando Aramburu

IMG_4688Título: Patria.

Autor: Fernando Aramburu.

Editorial: Tusquets Editores.

Género/s: Histórico, drama, realista.

Nº de páginas: 634.

Autoconclusivo.

 

Sin título-5 Sinopsis Sin título-5

El día en que ETA anuncia el abandono de las armas, Bittori se dirige al cementerio para contarle a la tumba de su marido el Txato, asesinado por los terroristas, que ha decidido volver a la casa donde vivieron. ¿Podrá convivir con quienes la acosaron antes y después del atentado que trastocó su vida y la de su familia? ¿Podrá saber quién fue el encapuchado que un día lluvioso mató a su marido, cuando volvía de su empresa de transportes? Por más que llegue a escondidas, la presencia de Bittori alterará la falsa tranquilidad del pueblo, sobre todo de su vecina Miren, amiga íntima en otro tiempo, y madre de Joxe Mari, un terrorista encarcelado y sospechoso de los peores temores de Bittori. ¿Qué pasó entre esas dos mujeres? ¿Qué ha envenenado la vida de sus hijos y sus maridos tan unidos en el pasado? Con sus desgarros disimulados y sus convicciones inquebrantables, con sus heridas y sus valentías, la historia incandescente de sus vidas antes y después del cráter que fue la muerte del Txato, nos habla de la imposibilidad de olvidar y de la necesidad de perdón en una comunidad rota por el fanatismo político.

 

Sin título-5 Opinión Personal Sin título-5

“Patria” nos ofrece un paisaje desolador en su máxima esencia, salpicado de repentinas flores de esperanza, reconciliación y perdón. Vidas difíciles, personajes curtidos por duras circunstancias, cada cual a su manera, que intentan continuar su camino.

La historia nos ubica en un pueblo indeterminado del País Vasco donde el desarrollo de ETA va en aumento según avanzamos en cada página del libro, cada vez más presente en la vida de nuestras dos familias protagonistas. Posturas a favor, posturas en contra, personajes aparentemente grises. El detonante: la muerte del Txato en un atentado terrorista, un tiroteo prácticamente a las puertas de su casa. Cuatro balas acaban con su vida y dan un vuelco a las del resto. La identidad del asesino: desconocida, si bien el acoso previo al que es sometida la víctima declara quien es su autor colectivo: ETA. Pintadas donde el Txato es dibujado como el traidor, el explotador, el enemigo del pueblo libre y que vive como las personas que antaño le sonreían le dan la espalda una a una. Su muerte conlleva a que su mujer, Bittori, abandone durante un tiempo el pueblo a cambio del anonimato que ofrece un piso en San Sebastián, a petición de sus hijos: Nerea y Xabier. Los tres cargan con el mismo estigma: ser víctimas de la banda terrorista en nombre del padre perdido. Cada cual lo llevará a su manera. La madre, mujer decidida y tajante busca respuestas, Nerea tratará de vivir evitando ser relacionada con el episodio en un esfuerzo heroico de autogestión emocional y Xabier se cuestiona el no haber insistido más, en no haber hecho lo suficiente, en que su deber era X. Le acompañará la total creencia de no merecer un pedazo de felicidad porque no supo detener ni salvaguardar algo que escapaba de su control. Por otro lado, tenemos a una segunda familia, amiga íntima de los anteriores, sí, hasta que ese vínculo se verá cruelmente trastocado. El miedo, la lealtad, la resignación, el fanatismo… ideales y situaciones que los obligarán a posicionarse en una batalla en la que ni siquiera serán conscientes de haber escogido bando. Joxe Mari, hijo mayor de la familia, marcará una órbita en la cual girarán todos los miembros de ésta. Un joven normal, con un futuro prometedor en el balonmano, una medio novia con la que salir de vez en cuando, amigos con los que venirse arriba. Con los mismos con los que empieza a sentir el calor de la llamada de la independencia de su pueblo y lo que comenzó como prácticamente un juego en las manifestaciones por la causa, acabó llevándole a coger las armas en el nombre de ETA. Miren, su madre, cercana amiga de Bittori, casi hermanas, mujer de formas mordaces y bruscas, la eterna apolítica romperá sus esquemas por Joxe Mari, ocasionando la ruptura de la relación entre ambas, defendiéndole a él y a su causa con uñas y dientes con la pasión que solo puede sentir la persona que no lucha por sí misma, sino por su hijo. La madre leona dispuesta a enfrentarse al mundo. Es el ejemplo perfecto de una fe ciega, única y exclusivamente por que es mucho más fácil que pensar que su hijo está tirando su vida por la borda, quiere estar orgullosa de él y llega a creérselo de verdad. Hasta que Joxe Mari acaba en la cárcel y con la vuelta del pueblo de Bittori sus defensas irán mermando, lentamente. Ver al hijo a través de una pantalla durante años, como las personas continúan sus vidas después de que la banda deponga las armas… Cada golpe va desgastándola y sin embargo aparenta una brutal fortaleza. No es así con Joxian, su marido, pasivo y sentimental, que echa de menos antiguos tiempos en los que su mejor amigo, Txato, seguía vivo, en los que su hijo disfrutaba por el pueblo. Su hija salió más decidida y resuelta, quizá herencia de una madre así a pesar de su mala relación, y el menor de los hijos, viendo como poco a poco exigían en el pueblo más de él para integrarse como su hermano mayor en la banda terminó marcando distancias y mudándose para labrarse el futuro que él deseaba.
Todo esto lo sabemos desde el principio, una historia contada con saltos temporales, en capítulos que podríamos calificar como relatos de las vidas independientes de estos personajes. Es una novela coral, más no lineal, con la que es imposible no sentirse identificado, no precisamente con esa trama vertebral que es la sociedad en los tiempos de ETA y lo que eso implicó, sino con el sufrimiento y vicisitudes en las que se encuentran estas dos familias en un territorio más personal. Malas relaciones, sentimientos difíciles, decisiones irrevocables, momentos cruciales en sus vidas… al final descubrimos las partes más humanas que esconden, algo que dota de credibilidad a una historia escrita de una forma escueta, casi periodística en muchos momentos. No es una narrativa con florituras ni ornamentaciones, es directa y breve, como un golpe. Quizá por eso funciona: así es el sufrimiento. Sin embargo si he echado de menos detenerme en algún personaje, en abandonar la acción para descubrir que se esconde tras lo que dice sin que me lo cuente Aramburu de una forma tan clara. Explota a los personajes de una manera muy obvia y quizá cuando la emoción estaba más a flor de piel necesitaba que la mano del narrador me guiase sutilmente, sin tantas evidencias hacia lo que se suponía que debía sentir o pensar, haciendo que en algún momento me fuese imposible no evocar lo estereotipado o más mecánico de algunas reacciones de las descritas por el autor. Es difícil siendo un libro que representa alguna inclinación política, eso está bien, pero hay conclusiones a las que necesito llegar por mis propios medios a raíz de lo que el narrador quiera expresar, comprenderle con interés y empatía no porque sea así y punto. Lo destacable es que si a momentos hay cesiones, cambios de opinión y de perspectiva, una evolución a lo largo de la historia, así como también dibuja la tristeza de la incapacidad de hacerlo.

Considero que había capítulos tediosos pero útiles para conocer el camino que ha llevado a ese personaje en particular a ser como es al final de la historia, sus motivos y vivencias. Al final se trata de eso: una novela construida engarzando las experiencias de cada una de las personas que lo componen, para bien y para mal, en un episodio muy delicado y aún demasiado reciente en la historia de España. Da voz a una sociedad vasca dolida y desde dos frentes distintos de un conflicto desde la distancia que permite la ficción.

Sin título-5 Puntuación Sin título-5

Puntuación calcetín 4

Sin título-5 Dato Curioso Sin título-5

· “Patria” ha ganado diversos premios a lo largo de su trayectoria, demostrando el fenómeno de impacto que ha provocado pero el más destacable fue el 2017 el Premio Nacional de Narrativa.
· La cadena HBO planea una adaptación de la novela en formato de serie.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: