Detrás de la leyenda de Kvothe

IMG_4687Título: El nombre del viento.

Autor: Patrick Rothfuss.

Editorial: Plaza y Janés editores.

Género/s: Fantasía, aventura.

Nº de páginas: 877.

#1 Crónica del asesino de reyes.

Sin título-5 Sinopsis Sin título-5

He robado princesas a reyes agónicos. Incendié la ciudad de Trebon. He pasado la noche con Felurian y he despertado vivo y cuerdo. Me expulsaron de la Universidad a una edad a la que a la mayoría todavía no los dejan entrar. He recorrido de noche caminos de los que otros no se atreven a hablar ni siquiera de día. He hablado con dioses, he amado a mujeres y he escrito canciones que hacen llorar a los bardos.

>> Me llamo Kvothe. Quizá hayas oído hablar de mí.

Sin título-5 Opinión Personal Sin título-5

Kote, anodino posadero del pueblo es el disfraz de un mito, una leyenda en vida. Unos ojos de un verde apagado, una actitud sumisa, un ejemplar tabernero. Los aldeanos de Newarre que frecuentan la posada Roca de Guía jamás sospecharían quien se esconde tras sus puertas… pero una mirada atenta captará el brillo insólito de la espada que cuelga tras la barra y en su acero poco común, en la locuaz manera de guiar una conversación de Kote, en la sonrisa enigmática de su ayudante, Bast. Y Cronista, siguiendo los rumores, va en la búsqueda expresa de él con la excusa de un encuentro con algún noble. Se dice, se piensa, se comenta que. Quizá Kvothe esté en.  Su manera de toparse con él inicia el largo recorrido de la saga de “Crónica del asesino de reyes.”

Nos encontramos leyendo una historia dentro de otra historia. En la actualidad tenemos a un posadero dispuesto a contar su vida que el escriba pondrá en papel, pero ésta sigue avanzando durante los interludios en los que nos sacan de la biografía relatada por el propio Kvothe para enfrentarnos a un narrador en tercera persona que cuenta los sucesos de la taberna, el día a día real y desconocido del protagonista. Kote, el Kvothe presente nos es desconocido, ¿cómo llegó a regentar Roca de Guía? ¿Por qué abandonó su papel como protagonista de la función para quedarse ahí? ¿Quién es realmente Bast, su compañero leal y el único que sabe de su auténtica identidad? Son preguntas que rondan por nuestras cabezas constantemente… pero todo tiene su tiempo, porque Kvothe se presenta empezando por el principio.  Esta historia está dividida en tres días en la vida del protagonista, el primer libro “El nombre del viento” corresponde al primero de ellos y ante la escucha atenta de Bast y Cronista, comienza su historia.

Kvothe  es un personaje que irá evolucionando y creciendo página a página, para bien y para mal. Le descubrimos como un niño despierto, observador y tremendamente curioso. La vida en los caminos acompañando a la troupe de sus padres marca su forma de ser inquieta y creativa. Forma parte de las actuaciones de la compañía itinerante, es testigo del amor que se profesan sus progenitores. Su educación la proporcionan aquellos que van y vienen en sus carromatos, sobre todo Abenthy, que será su primer mentor real, un arcanista con el que descubre el significado de la magia, los trucos que hay detrás, las ciencias y las artes. Este personaje será el que marque la ruta, inconscientemente, del destino de Kvothe hacia la Universidad… pero quienes truncarán su vida conocida serán los Chandrian, aquellos seres mitológicos que solo deberían existir en los cuentos de miedo. Pero son reales. Terrorífica y letalmente reales. Conoceremos de la propia boca de Kvothe sus recuerdos. Como dice el mismo: como viajó, amó, perdió, confió y le traicionaron.

Rothfuss consigue algo muy complicado: construir un buen personaje protagonista.  Kvothe es inteligente, astuto y consigue lo que se propone. Pero es humano. Sufre, paga consecuencias, lamenta, sobrevive en un mundo que es capaz de destruirle, es vencido y se obliga a recomponerse en innumerables ocasiones. Es real, no es intocable. Muchos podrían tachar al autor de ser extremadamente descriptivo en estos detalles pero considero que es necesario tomarse su tiempo en esa balanza entre la emoción y la acción, detenerse ante la conmoción para ser transmitida. Sobre todo cuando significa un giro dramático de la historia.

También construye la personalidad de Kvothe con herramientas coherentes que le pone a mano. No tiene soltura con las palabras porque únicamente tenga un don natural: aprendió en una troupe, con diversos trucos que ésta ponía en práctica para sus obras y para memorizarla. Es cierto que cuenta con facilidades para ciertas habilidades pero siempre espoleadas por alguna dinámica de aprendizaje que ha llevado a su mente a funcionar como funciona. No se limita a un: “el personaje es así porque debe ser el héroe”. No es conocido como un héroe, sino como un asesino. Su mito tiene tintes oscuros. No es perfecto.

En sintonía con él nos encontramos a Bast como su complemento en el presente, aparentemente un joven mujeriego y despreocupado que es mucho más que eso. Quiere despertar el hombre que Kote fue una vez, que no olvide que en realidad es Kvothe y no un posadero. Cronista, recolectando sus memorias, es la herramienta ideal para recordárselo. Un espejo en vida. Pero a lo largo de la historia del protagonista ha habido muchos rostros y nombres. Amigos, enemigos y un gran amor. Denna, la criatura salvaje y enigmática, la mujer inalcanzable y misteriosa, siempre estará presente en la vida de Kvothe. Pero esta no es una historia de amor y aunque sea lo que sintamos cuando estemos en su piel, nunca será una relación al uso. No es necesario, no es lo que te piden los personajes y Rothfuss sabe interpretar eso. Es algo más profundo entre dos animales heridos y con sus propias cargas.

En la Universidad destacarán Simmon y Wilem, amigos que le guiarán sin saberlo hacia una de sus mayores pasiones, herencia de la troupe y sobre todo de su padre: la música. En el Eolio, un local donde los mejores músicos de la ciudad tocan por conseguir el caramillo de plata y su reconocimiento como artistas, Kvothe será puesto a prueba junto a su laúd.

Los distintos maestros conformarán pilares en la vida universitaria de Kvothe, así como Ambrose, que personificará la diferencia que existe en el mundo entre tener dinero y no, la injusticia social, la voluntad que no puede ser comprada.

Es imposible completar la reseña con la cantidad de personajes que inspiran y completan la vida de Kvothe, cada uno con una personalidad detrás bien formada y definida que Rothfuss conoce bien y las sabe explotar para que no queden catalogados como simples figurantes. No lo son.

El autor se permite la licencia de una obra bien narrada y con florituras con, probablemente, la justificación de que Kvothe es un hombre educado, con facilidad para la palabra, por lo que a pesar de ser supuestamente un relato oral, al leerlo no resulta extraño que se detenga a vagar descriptivamente por sus recuerdos y emociones, que use expresiones cultas y ejemplos, aunque comprensibles siempre, tan elaborados. Es un orador nato que a cada interacción con el resto de personajes nos lo va demostrando.

En conclusión, “El nombre del viento” es una novela cargada de emoción, de aventura, música, lo que se esconde detrás de la magia y mitología. Un universo creado por Patrick Rothfuss con sus propias creencias e historia, mitos, leyendas y culturas. Como desengrana hasta llegar a los cimientos en los que se construyó un personaje mítico para conocer al hombre y el valor de las palabras y las historias.

Sin título-5 Puntuación Sin título-5

Puntuación calcetín 5

Sin título-5 Dato Curioso Sin título-5

Lionsgate dirigirá la trilogía de “Crónica de un asesino de reyes”, en una adaptación en formato de serie que en principio se basarían en una precuela de los hechos acontecidos con Kvothe, concretamente una generación anterior.

Junto con esta adaptación saldrá adelante también una película (o saga, aún no se sabe con firmeza) junto a un videojuego del cual aún no se conoce demasiado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: